sábado, 25 de marzo de 2017

PEPITA RÍOS TRIUNFÓ EL DOMINGO DE RAMOS DE 1.976

VICENTE PARRA ROLDÁN
En ese repaso que venimos realizando sobre la presencia de mujeres toreras en ruedos choqueros, nos fijamos en la novillada celebrada el 11 de abril de 1.976, Domingo de Ramos, por cierto.

Muy poco público acudió al festejo, cuyas protagonistas femeninas vistieron de corto mientras que los subalternos lo hicieron de luces.
Se corrieron novillos de Víctor Collín, que se dejaron aunque rodaron en demasía por la arena debido a su escasez de fuerzas. La mayoría de ellos fueron aplaudidos en el arrastre.

Abrió plaza Maricruz Gómez que estuvo muy voluntariosa aunque no llegara a cuajar faena alguna. Molestada por el viento, tomó demasiadas precauciones en su primero al que le dio muchos pases y que, para matar, necesitó de varios pinchazos y una estocada baja. El cuarto tuvo genio y la navarra le realizó un trasteo movido y carente de vistosidad antes de dejar un pinchazo y estocada baja. Fue aplaudida al acabar con cada uno de su lote.

Una oreja cortó Joaquina Ariza “La Algabeña”, cuyos momentos más importantes fueron en algunos muletazos con la izquierda en el primero de su lote. Demostró tener un gusto y arte en su primero al que le cortó una oreja. Sin embargo, no quiso ver al quinto de la tarde con el que estuvo a contracorriente.


La triunfadora de la tarde fue la gaditana Pepita Ríos que tuvo una excelente actuación con el capote, bajando las manos al torear a la verónica. Vio pronto el buen pitón izquierdo y por él buscó el lucimiento, concluyendo de una estocada al encuentro que le valió las dos orejas. No se llegó a acoplar con el sexto al que mató con facilidad, siendo despedida con aplausos.