viernes, 14 de julio de 2017

Galería tarde de Cuvillo en Pamplona

La única oreja de la tarde fue al esportón del extremeño Alejandro Talavante, quien quiso sumar alguna más del quinto de la tarde y no viajo certero el acero, Ginés Marín no pudo redondear la tarde que venía precedida del triunfo a ayer, ante un lote desigual de juego y comportamiento, por su parte Ferrera estuvo a punto de tocar pelo, ante una faena que no supo o no quiso ver el respetable y mucho menos el palco, que otros días estuvo más ágil a la hora de sacar el pañuelo. 

Galería del festejo.- Libertad Rodríguez